03. 2. 2021

Consejos para una cena romántica en San Valentín

    El amor siempre prevalece, por muy difícil que sean las situaciones a las que tenemos que enfrentarnos.

    Por eso precisamente este año, puede que sea el más adecuado para disfrutar de una cena romántica en San Valentín, incluso si tenemos que celebrarla en nuestra propia casa.

    En este artículo te recomendamos algunas ideas con las que conseguir una noche romántica en San Valentín, en la que tú y tu pareja podáis disfrutar de una velada agradable, confortable y, sobre todo, en la que el amor os acompañe.

    Elegir la decoración para una cena romántica

    Apaga las luces. En tu noche romántica de San Valentín aprovecha el crepitar del fuego de una chimenea si dispones de ella o hazte con unas guirnaldas de luz tenue, que puedas colocar en cualquier estancia, ya sea la terraza, el balcón o incluso el comedor.

    Con la luz adecuada, ahora toca seguir con el resto de la decoración. En primer lugar, escoge un mantel de calidad. El rojo siempre va a estar ligado al amor, pero un color pastel también puede hacer un buen papel esta velada.

    Una idea muy llamativa es esparcir algunos pétalos de rosa por la mesa. Sin caer en el exceso, puede ser la decoración perfecta para San Valentín.

    Ya sea como acompañamiento o porque el factor iluminación no ha funcionado, puedes aprovechar velas románticas para acompañar la cena.

    Ideas para un menú de San Valentín

    De hecho, el menú de San Valentín también puede convertirse en protagonista de esta velada.

    Nuestra mayor recomendación es que escojas opciones gastronómicas para compartir. Es una noche de pareja, así que es la velada perfecta para compartir unos entrantes, incluso un plato principal y, por supuesto, el postre.

    Para los entrantes en tu menú de San Valentín, la combinación de queso provolone, con canapés de salmón ahumado y unas croquetas variadas, puede ser la entrada perfecta para una cena inolvidable.

    Como plato principal, la lasaña de carne puede ofrecer una estilo italiano muy apropiado. El solomillo, tierno y sabroso, acompañado de salsas al gusto, también es ideal sobre todo para compartir.

    Si prefieres marisco, las gambas al ajillo nunca decepcionan y un buen salmón es apto hasta para los paladares más exquisitos

    Para quienes prefieren opciones vegetarianas, el risotto de setas y un queso parmesano no os dejará indiferentes. O una tartaleta de hojaldre con espinacas es ideal para dos.

    Llegamos al postre, donde obviamente el chocolate es un firme candidato. ¿Alguna noche has buscado la excusa perfecta para disfrutar de fresas con chocolate? ¡El menú de una cena romántica es la ocasión que estabas esperando!

    Elige el mejor lugar para tu cena romántica

    Que tengas que celebrar una cena romántica de San Valentín en casa no será excusa para que el lugar escogido no esté a la altura.

    Una terraza bien decorada y confortable, puede ser la opción perfecta para esa noche mágica que buscáis en pareja.

    Sigue siendo invierno, pero si cuentas con una terraza con techo móvil, no sufrirás ninguna incomodidad aunque se os haga tardísimo.

    Si tenéis jardín, una pérgola bioclimática os puede ayudar a evitar el frío, sobre todo si está complementada con cortinas de cristal, que te garantizan el aislamiento perfecto.

    Es un claro ejemplo de cómo con los productos de Kauma vas a poder disfrutar de tu terraza, balcón o jardín durante todo el año y, de paso, puedes adaptarlos a la temática que necesites.

    Con nuestros sistemas de aislamiento y protección, no debes temer por el frío, el viento o la lluvia. Disfrutaréis de la estancia en pareja, como si se tratase del mejor restaurante romántico de París.

    Intimidad, complicidad, romanticismo y la mejor atmósfera, estarán de vuestra parte, para que esta noche de San Valentín salga perfecta.