fbpx
18. 3. 2020

Aprovechar tu casa en primavera

    Inconvenientes de las terrazas en primavera

    Es muy sugerente cuando llegan los primeros rayos de sol, salir a la terraza a disfrutar de ellos. La primavera puede ofrecernos algunos días sencillamente maravillosos en cuestión de clima.

    Lamentablemente, esta estación también es muy engañosa. A pesar del sol presente durante más tiempo, la brisa o el viento también suelen ser protagonistas y el frío todavía sigue siendo algo duro en algunas regiones.

    Para eliminar todos estos inconvenientes y, de hecho, mejorar la experiencia de disfrutar en primavera de la terraza, la solución perfecta es el cerramiento con cortinas de cristal.

    ¿Qué son las cortinas de cristal?

    Las cortinas de cristal son instalaciones de paneles de vidrio transparente, que pueden colocarse adaptadas a las dimensiones de cualquier infraestructura con espacio exterior como una terraza.

    Hay muchos modelos de cortinas de cristal, pero todas  coinciden en poder plegarse para graduar qué tipo de cerramiento queremos en todo momento: completamente cerrado y protegido o abierto para aprovechar el clima. 

    Es decir que si hace un típico día primaveral en el que nos sorprende la lluvia, podemos disfrutar de esta incomparable imagen, sin mojarnos lo más mínimo y de forma confortable, sin aire ni frío. Y en el momento que el buen tiempo haga acto de presencia, disfrutar del solecito en la terraza con cortinas plegadas. 

    Ventajas de las cortinas de cristal

    Las cortinas de cristal se están convirtiendo en la elección preferida de todos los que tienen una terraza, obviamente por las ventajas que ofrecen respecto a soluciones más tradicionales.

    La estética es uno de los elementos clave. El propietario puede elegir los materiales de colocación de estos paneles de vidrio, de forma que se adapte a la perfección con el estilo decorativo. Los mejores modelos, además, cuentan con unos acabados elegantes y sofisticados, con los que mejorar considerablemente el ambiente que se consigue en la terraza.

    Por descontado, si las cortinas de cristal están en tendencia es porque son efectivas. Estas instalaciones son perfectas para cualquier momento del año. Cuentan con sistema de desagüe propio para que la lluvia no sea un problema, además de que ofrecen un aislamiento total del interior, con respecto a las condiciones climáticas de fuera.

    Lo mejor para muchos propietarios que las han probado es la posibilidad de seguir disfrutando del exterior como si no hubiera nada. Como son paneles de vidrio transparente, se puede seguir admirando las vistas del lugar o de todo el entorno. Así se aprovecha la terraza en cualquier momento del año. Cuando apetece estar al aire libre, simplemente se pliegan y se vuelve a tener una terraza exterior.

    Si la terraza no cuenta con techo, un complemento ideal a las cortinas de cristal son los sistemas de techo transparentes, perfectos para resguardarse del frío y la lluvia, con unos acabados espectaculares. 

    Las cortinas de cristal y los techos móviles se adaptan a los descuadres y desniveles de cada terraza. Las cortinas de cristal con sistema suspendido (Pivotal 250, Pivotal 350 y Gravital 400) pueden instalarse a diferentes alturas, perfectas cuando disponemos de una zona de paso y otra de murete. Los techo también contemplan descuadre de placas.